Seguidores

miércoles, 12 de septiembre de 2012

Combate naval de Pernanbuco


12 de Septiembre de 1631.-

     La escuadra del almirante Antonio de Oquendo y Zandategui que había salido de Cádiz escoltando un convoy de tropas destinadas a reforzar la guarnición de Pernanbuco, se encuentra con una flota holandesa mandada por Adrien Hans-Pater, que acababa de saquear la isla de Santa María. La escuadra holandesa estaba formada por 33 barcos, pero el almirante holandés ordenó que solo atacasen a los españoles dieciséis de sus buques, dado que los españoles solo poseian 8 galeones de guerra y la artillería de estos era claramente inferior a la holandesa.



Combate entre galeones holandeses y españoles.

     Oquendo se negó a que las tropas que transportaban los buques mercantes reforzaran a los galeones de guerra, pues su misión era escoltarlos hasta Pernanbuco para su refuerzo, cosa que hicieron y pusieron proa hacia la plaza.
El combate comenzó hacia las ocho de la mañana y a las cuatro de la tarde aún estaba indeciso pues los holandeses no se acercaban a los barcos españoles para no ser abordados, con lo que al tener mayor poder artillero hacían mella en los barcos españoles. Anochecía ya cuando un cañonazo de la nave de Oquendo hizo blanco en la santabárbara de la nave almiranta holandesa haciendola saltar por los aires haciendo que el almirante holandés y buena parte de su dotación se tiraran al mar donde se ahogaron la mayoría.


Combate naval de Pernanbuco.

     Los españoles abordaron entonces a la nave capitana holandesa y se apoderaron de su estandarte, por lo que el resto de la escuadra holandesa al ver lo ocurrido a la nave almiranta y a su capitana y haber perdido tres de sus mejores galeones se dió a la fuga. Los españoles perdieron dos barcos de los más pequeños debido al poder artillero holandés.

La escuadra de guerra se reunió con la flota mercante y entraron juntos en Pernanbuco, siendo recibidos con la mayor de las alegrías.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada